¿Qué método elegir a la hora de conseguir una depilación perfecta?

0

A ninguna mujer le gusta hablar de depilación y menos tener que pasar por ese proceso, pero de forma irremediable, cada cierto tiempo es necesario dar un repaso a esas partes del cuerpo donde el vello hace acto de presencia, más aún cuando el calo hace acto de presencia. Métodos de depilación hay muchos, y todos eficaces. Si es así, ¿cuál elegir? Por este motivo, hoy os queremos hablar de los pros y los contras para que podamos elegir la mejor opción posible. Empecemos nuestro repaso.

Afeitadoras

En aquellos días donde no tenemos tiempo para nada, las afeitadoras pueden ser la mejor solución. Se caracterizan por ser un método efectivo e indoloro, dejando una piel muy suave cuando es utilizada con gel de afeitado. Su principal problema es que es necesario depilarse continuamente para disfrutar de una piel libre de pelo.

Cremas depilatorias

Este método de depilación se ha convertido en la mejor opción para mujeres que buscan una depilación barata y rápida. Como principal problema, nos encontramos una posible irritación en la piel, debido a los productos químicos que entran en contacto con la piel para eliminar el pelo.

Depiladoras

Un método que es capaz de eliminar el pelo muy corto (0,5 mm), permitiendo eliminar el pelo de raíz, dejando una piel suave durante 3 o 4 semanas.  Por contra, al arrancar el vello de raíz uno a uno puede que las primeras veces que te depiles con depiladora sientas una cierta incomodidad e incluso alguna enquistación del vello, que suele aliviarse cuanto más se utiliza.

Ceras depilatorias

Un método muy utilizado por la mayoría de las mujeres, aunque requiere de que alguien lo haga por nosotros, normalmente una especialista en belleza. Aquí es recomendable utilizar cera caliente para que la retirada del pelo no sea tan dolorosa. Su principal problema es que hay que esperar a que el pelo crezca hasta los 2 mm para poder utilizarlo. También es un método que favorece el pelo enquistado.

Depilación láser

Se trata de una técnica que garantiza una mayor duración en el tiempo. Esto lo convierte en un método atractivo para mujeres que buscan soluciones de larga duración, evitando el pelo enquistado. Pero el láser no es perfecto, teniendo importantes inconvenientes. No es efectivo para todos los tipos y colores de piel. Además requiere de tiempo y dinero, además de tener que ser realizado por personal cualificado.

IPL

Su principal ventaja es que ofrece resultados mucho más duraderos que los métodos convencionales, pero al igual que el caso anterior, no sirve para todo tipo de pieles y colores de piel. Es una máquina complicada y sus parámetros son más difíciles de ajustar. Su precio es más elevado que otros métodos de depilación.

Trucos para una depilación perfecta

Además de preparar la piel para la depilación con una correcta limpieza, hidratación e incluso exfoliación hay algunos trucos que podemos utilizar para combinar y maximizar nuestros métodos depilatorios para conseguir los mejores resultados posibles. ¡Aquí tienes algunos!

  • Siempre que te depiles con afeitadora, intenta que sea en la ducha, ya que el calor y el vapor abren los poros y facilitan la depilación y un resultado suave.
  • Al depilarte con depiladora, pásate la afeitadora por la zona que quieres depilar dos días antes. La depiladora puede arrancar el vello muy cortito y se facilita la depilación, haciéndola más confortable y se evita el enquistamiento del pelo.
  • Cuando quieras hacerte la cera por primera vez es recomendable que lo hagas en un centro de estética, ya que los resultados suelen ser mejores que en casa
  • Al hacerte la depilación láser, ten siempre a mano una afeitadora, la necesitarás para acompañarte en todo el proceso
  • El mejor momento del año para empezar con la IPL son los meses de invierno, ya que la piel no está morena y tienes tiempo para ver resultados de cara al verano.

¿Cuál es vuestro método de depilación favorito? Animaros y compartir con todos nosotros vuestros comentarios. ¡Os estamos esperando!