Cómo evitar las varices ¡toma nota!

Seguro que has oído hablar de las varices más de una vez, pero seguro que las has asociado a personas de avanzada edad.  Aunque este tema de conversación sea más frecuente en personas de edad avanzada ¡no significa que a ti no te afecte! Esas incómodas y antiestéticas venitas, que salen en las piernas con el paso del tiempo, se pueden prevenir cuando somos jóvenes.

¿Por qué aparecen las varices?

La causa de su aparición puede ser diversa, herencia genética, malos hábitos… pero sobre todo está relacionada con una mala circulación sanguínea. El resultado de esto es que las venas se ensanchan y dilatan provocando problemas de circulación que pueden ser muy perjudiciales para la salud, además es algo antiestético.

varices

Cuando tenemos varices solemos notar pesadez de piernas, calambres, hormigueos y hasta pueden provocar fuertes dolores. La mejor forma para evitar que aparezcan es tomar medidas preventivas cuanto antes. Toma nota de los siguientes consejos para evitarlas o para mejorarlas, si ya las tienes.

1. No estar mucho tiempo continuado de pie. A veces es complicado porque nuestro trabajo nos puede obligar a estar continuamente de pie o sentada, intenta dar la máxima movilidad a tus piernas aunque resulte un poco dificil.

2. El ejercicio es la mejor forma de prevenir las varices. Cualquier actividad deportiva es buena para mejorar la circulación de la sangre. Además no sólo es bueno para las varices ¡es bueno para todo!

3. Masajear piernas y tobillos. En el momento más relajante de tu día coge un poco de crema relajante y masajeate las piernas y los tobillos, notarás un relax total.

4. Come sano y evita el consumo de alcohol. Comer sano es como el ejercicio, es bueno para todo, y si te libras del alcohol también te librarás de muchas toxinas innecesarias de tu cuerpo, notarás mucho la diferencia ¡para bien!

5. Pon las piernas en alto siempre que puedas. Es importante porque es muy beneficioso que mantengas las piernas en alto lo máximo posible. Duerme con las piernas un poco más elevadas que el corazón, usa reposapiés cuando estés sentada.
Fuente: cosmohispano

Ir arriba