Cómo evitar que la relación se rompa

corazon roto

Hay muchas formas de romper una relación casi sin darse cuenta. La mayoría de las parejas se enfrentan un día al distanciamiento sin haberse casi empeñado en ello, no es que no hayan parejas en la que alguno con total conocimiento de las consecuencias se deje llevar por actitudes que dañan y acaban con la relación, pero hoy se sabe que muchas situaciones de rompimiento se dan sin casi percatarnos hasta que es demasiado tarde.

Distanciarse emocionalmente de la persona con la que vives o tienes una relación, es algo que puede darse si no te fijas en las señales, que las hay, de que está ocurriendo algo y que deben enfrentarse a dicha situación. Hoy te contamos de las señales que debes tener en cuenta, para enfrentarlas cuando surgen y evitar que un día, tu relación de pareja se acabe sin poder hacer ya casi nada por salvar el abismo que se abre entre dos, cuando se han alejado.

No compartir lo que se siente, es una manera segura de encaminarse al fracaso. Cuando se tienen problemas lo mejor es enfrentarlos, si cuando hay peleas  no se habla de los mismos y la única solución que se ve es reconciliarse sin discutir las causas de las peleas, el resentimiento se ubica en la pareja y aunque no parezca evidente, el malestar de lo que causó esta o aquella confrontación se va guardando y crea resentimiento o frustración que alejan a los dos.

Vivir por su cuenta, aunque toda pareja tiene que tener su propio espacio y sus amigos, sus intereses y sus gustos, cierto es que cuando ellos prevalecen sobre la relación de pareja, el camino a la separación está más cerca que nunca, hacer vida social por separado y no compartir en pareja, acabará con la relación de dos. Lo saludable es destinar tiempo a disfrutar de la vida individual compartir con amigas pero la cantidad de tiempo y actividades en pareja debe ser superior a la que se hace en solitario.

Ser infiel o desleal es una sola cosa, cuando   faltas a la relación involucrándote con otra persona ya sea emocional o físicamente o en ambas maneras, has abierto el camino al rompimiento. Es difícil superar una infidelidad, algunas parejas pueden durar años tratando de recomponer la relación y algunas pocas la logra, la confianza rota no se arregla fácilmente. A menos que quieras exponerte a romper, lo mejor es recordar que tienes alguien a quien debes fidelidad.

El sexo es importante y todos lo saben, aunque algunos consolados por las exigencias de la vida diaria piensan que no es así. Hay que dejar tiempo para todo y la intimidad no es algo que deba relegarse. La insatisfacción en el dormitorio es una de las causas más frecuentes de rompimiento de la pareja.

Imagen: Pseudociencia