-

¡El maravilloso mundo del circo político!

No me gusta hablar de política, principalmente porque no la entiendo aunque también porque creo que hay muy poca objetividad, casi nada de claridad y menos todavía sentido común al respecto.

Sin embargo, a veces, no puedo evitar que se me salten las lágrimas, se me lleven los demonios, me arda el alma y me estire de los pelos sin pudor, cuando veo el circo tan extraordinario y tan bien montado que existe actualmente en nuestro país.

Independientemente de que se sea de un partido político o de otro, de una tendencia ideológica o de otra, de un color o de otro, la realidad es que hacen de nosotros, los ciudadanos de a pie, lo que les da la gana. Nos torean y nos venden la moto con una facilidad pasmosa.

Nos manipulan de tal forma para que seamos capaces de criticar las acciones del partido contrario al nuestro, de ofendernos por sus decisiones, de insultarles y culparles por todos los males que nos suceden, que no nos damos cuenta de que con esa actitud, estamos dejando vía libre para que actúe el otro, exactamente de la misma forma. Hasta que la oposición consiga cabrear tanto a la fuerte mayoría y les den el merecido castigo en las urnas. Pero, mientras tanto, mientras el pueblo nos dedicamos a echar la culpa a unos y defender a otros, ¿ellos qué hacen? Repartirse el pastel a nuestra costa.

Que unos han estado gastando demasiado y no han tomado las medidas oportunas para enfrentarse a la crisis económica, pues todos a criticar y echar la culpa. Que otros suben los impuestos y recortan en educación y sanidad, a criticar y echar la culpa. Pero, mientras tanto, ellos tienen sus sueldos intactos, tanto los que cobran por ejercer su cargo como los que les quedarán cuando dejen de hacerlo, para garantizarse una buena jubilación, así como sus comodidades tales como sus coches y chóferes particulares que utilizan incluso para ir a casa de la suegra a hacerse la paellita los domingos.

Con un poco de sentido común, todos deberíamos estar de acuerdo en que en una comunidad hay casi más jefes que indios y, encima, esos jefes, cobran sueldos disparatados y descomunales, es prácticamente imposible, que haya dinero para repartir cómodamente entre los miembros de la comunidad.

¿Es que nadie se plantea eliminar cargos públicos absurdos e inútiles o bajar los sueldos a los que cobran cantidades desproporcionadas, o incluso, ambas cosas? Es normal, entonces, que no pueda entender de política, ni aunque lo intente.

 

Lo último...

Tres cosas que no parecen esenciales para una mujer de negocios, ¡pero lo son!

La vida de una mujer hoy en día no es la misma de hace unos 20 o 30 años. Especialmente cuando se trata de...

Las últimas tendencias en gafas de sol para mujer para este verano 2020

Cada año, cuando entramos en primavera, empezamos a ver cuáles serán las tendencias que marcarán la moda en gafas de sol para mujer de...

5 trucos que mejoraran la forma de depilarte en casa

¿Puedo depilarme en casa sin hacerme un destrozo en la piel? Muchas mujeres y hombres lo hacen, pero no todos conocen los secretos para...

Créditos rápidos al alcance de todos para hacer frente a imprevistos

Nunca pasa nada, hasta que pasa. Se trata de un dicho muy utilizado en nuestro país que nos hace ver que en cualquier momento...

Los mejores toboganes infantiles para niños del mercado

Con la llegada del buen tiempo los niños aprovechan para jugar al aire libre y uno de los clásicos para divertirse en el parque...