La estancia del concilio: el comedor

El comedor es una de las estancias centrales y más importantes de nuestro hogar. Es en él donde nos reunimos con la familia para conversar qué tal ha ido el día mientras nos alimentamos. Es decir, ahí realizamos dos de las funciones vitales del ser humano: la de alimentarse y nutrirse y la de relacionarse con los demás.

Centro neurálgico del hogar

La hora de la comida es tiempo de desconexión. Llegamos tras una larga jornada de trabajo y lo que necesitamos es estar tranquilos, junto a nuestros seres queridos.

Por eso, es fundamental estar en un ambiente acogedor y conforme a nuestros gustos, donde nos sintamos relajados y no incómodos o alarmados, ya sea por el inmobiliario en sí, por la saturación con los elementos de decoración o bien por el color de las paredes.

Cada detalle importa. Por eso, el entorno debe estar amueblado y decorado de acuerdo a nuestros gustos y en armonía con nuestra paz interior y con la línea de la casa. Pero decorar un comedor no siempre es tarea fácil.

Son muchos los estilos entre los que elegir, muchas variedades de mesas, sillas, manteles…

Guía para amueblar tu comedor

En primer lugar, elige la mesa. Es el mueble principal de la estancia y, seguramente, estará situada en el centro de la habitación.

Anteriormente, solo se usaba para comer. Sin embargo, cada vez es más frecuente recibir a los amigos en esta sala, trabajar con el ordenador en la mesa del comedor o jugar con nuestros pequeños ahí.

Por ello, es importante elegir el modelo más adecuado, teniendo siempre en cuenta su comodidad.

La comodidad es un aspecto importante si queremos dotar de cierta funcionalidad a una mesa. Por el contrario, no debe ser un factor que nos influya a la hora de elegir este mueble si su tarea será simplemente decorar.

Pero no es el caso. Nuestro objetivo es encontrar una mesa que integre tanto belleza como esa comodidad que venimos buscando.

Las opciones son múltiples. Están las mesas redondas, cuadradas, rectangulares o con alguna forma geométrica menos usual, como un triángulo o hexágono.

¡Fíjate en las patas! Algunas mesas solo tienen un pie central; otras tienen cuatro patas, una en cada esquina.

También podrás elegir el material de la mesa y si es extensible o no. Esta opción puede ser la clave. En el día a día tendrás una mesa más pequeña, pero podrás ampliarla para recibir a amigos o familiares en esas fechas especiales.

Respecto al material, decántate por uno resistente. El favorito de los diseñadores es la madera. Nunca pasa de moda y transmite solidez y resistencia.

Seguidamente, elige las sillas. Igualmente, existe una gran variedad en función del material, color, si tienen cojín integrado o no, si el espaldar está acolchado o no, según sean las patas, etc.

A la hora de decantarte por un modelo u otro debes tener en cuenta la altura de la mesa, para que te resulte cómoda.

Decoración. Un comedor abre un gran abanico de opciones, aunque los objetos más comunes en esta estancia son los cuadros, jarrones con algunas flores y las estanterías.

Muebles que no pueden faltarte

Vale. Sabemos que necesitamos una mesa, varias sillas y algunos objetos decorativos, pero ¿cuáles elegir?

Estos son algunos ejemplos de muebles para el comedor de tu casa.

Como hemos comentado, una muy buena opción es elegir una mesa ampliable. A día de hoy hay una gran variedad de modelos. Seguro que alguno casa con tus gustos y el estilo de tu hogar, ya sea más moderno o rústico.

Atrévete y coloca una alfombra de grandes dimensiones bajo la mesa y las sillas. Lo ideal es que sobresalga unos 30-40 centímetros, de manera que cuando retires el asiento para levantarte, aún se quede sobre la alfombra.

Además, estas son especialmente útiles si el comedor está en el mismo espacio que el salón. La alfombra delimitará cuál es un espacio y otro.

Existe una gran variedad, según la forma (redonda, cuadrada, abstracta, etc.), el material, el color…

Puedes jugar con los colores. O bien elegir una alfombra que mantenga la línea pictórica del salón-comedor o bien romper con ella y decantarte por un color llamativo para dar luz al espacio.

Los aparadores. Son los muebles ideales para almacenar los platos, vasos, cubertería y mantelería.

Para generar un ambiente acogedor, es muy importante la iluminación. Elige una lámpara de techo que marque estilo. Debe situarse a unos 70 u 80 centímetros de la mesa.

Si la superficie es redonda, elije modelos circulares; para las rectangulares, opta por un diseño alargado o bien dos lámparas.

Estos son algunos consejos e ideas para decorar tu comedor. No te olvides de fijarte en el espacio que tienes, para evitar todo quede muy saturado o, por el contrario, que haya demasiados espacios libres.