La tradición del pastel de boda

Alrededor del globo, los pasteles de boda son distintos, en su modo de ser preparados y decorados.

En Japón, por ejemplo, es común ver dulces hechos con goma artificial que imitan al helado con cera. Hay modelos de pastel de llegan a producir incluso una nube de vapor.

Los coreanos, en tanto, consideran que los pasteles de boda son demasiado dulces para ser comidos, por lo que hacen tortas de arroz al vapor, cubiertas de frijol rojo.

En China, los pasteles son enormes, y las capas van representando el éxito para la pareja. La tradición indica que la novia y el novio deben cortar el pastel de abajo hacia arriba.

En Gran Bretaña, el pastel de bodas ocupa un lugar central, y por lo general, el pastel está hecho con coñac, empapado con dátiles, ciruelas, pasas y cáscara de naranja. Los glaseados populares incluyen mazapán, crema de brandy o fondant.

En el Caribe, los pasteles son más livianos, y se suele usar frutas. La torta es a menudo oscura y llena de frutos secos y jerez, vino o ron.

Los alemanes mezclan licor o jarabe en su pastel, y lo rellenan con mermelada, mazapán o turrón, cubriéndolo con fondant o ganache.

Los ucranianos usan un pan de boda más conocido como Korovai, el cual decoran con diseños que representan la eternidad y la unión de dos familias.

Las tartas y pasteles de boda son muy distintos según el lugar del mundo donde se celebre la boda, por lo que esta lista de países con sus pasteles de boda típicos, podría ser interminable.

Vía: Wedding.theknot, Foto: (Cherry.pi) flickr

Fuente de la noticia: La tradición del pastel de boda

Dejar respuesta