Cítica de cine: El perfume, historia de un asesino.

Tom Tykwer se ha aventurado a llevar al cine la archiconocida novela de Patrick Süskind. La novela tuvo muy buenas críticas y fuimos muchas las que recomendamos su lectura a compañeros y amigos.

Fui al cine sin mucha espranza ya que no me fío en absoluto de las adaptaciones al cine; partiendo de la idea de que una novela puedes leerla en algunas semanas y una película pretende transmitirte lo mismo en hora y media. Raras son las veces que me equivoco, pero en esta ocasión, he salido bastante contenta de la sala.
Cierto es que nada tiene que ver con la lectura de la novela, pero la verdad es que me sorprendió el tacto con el que el director trató las palabras.
¿Recordais cuando la leíais como parecía que vuestra pituitaria se agudizaba y olíais lo que estabais leyendo? En el cine lo han traducido con primeros planos muy suculentos y colores muy muy vivos. El pelo de la personaje femenina, es tan rojo que parece salirse de la pantalla. Agún día se podrá ir al cine y que además de lo visual podamos sentir los olores delo que estamos viendo, pero hasta entonces, los creadores de «El perfume» se han acercado un poquito.
Es increíble la fotografía. Muy viva e impresionante. La representación de la Francia del siglo XVIII, muy lograda.
Lo que no me ha gustado es la continua voz en off del narrador. A lo mejor, fue inevitable debido a la procedencia literaria, pero me parece que abusa demasiado.
Me parece una película bastante buena y entretenida. La recomiendo sobre todo a las que habéis leído la novela.

Ir arriba