HOROSCOPO

 

Se aproximan fechas clave para la astrología… y Rocío Bravo nos da su opinión con este interesante artículo.

Creyentes y no creyentes del mundo de lo paranormal, nos vemos bombardeados por mensajes de Rappel, Paco Porras, Aramis Fuster y otros muchos videntes que intentan, en unos minutos, predecir cómo nos irá en el año que viene.
De aquí a unos días, los distintos medios de Comunicación, dispondrán de un espacio exclusivo para PREDICCIONES PARA EL 2007.
Desde mi punto de vista, los signos del zodíaco son dibujos caprichosos que el ser humano ha diseñado en el cielo con fines orientativos, y varían dependiendo de cada cultura.
Además cada día somos partícipes de la excesiva vaguedad de las predicciones astrológicas, tanto que permiten ajustarlas a casi cualquier evento futuro que ocurra, y la generalización que hace la astrología al encasillar a las personas en 12 signos. Argumentan, por ello, que decir que una persona nacida bajo el signo de Leo será poderosa y agresiva… es como decir que los nacidos en Acuario van a ser pescadores, marineros o submarinistas.

Y atención, pregunta: ¿Debemos aferrarnos a estas predicciones o vivir con la ilusión de que cada uno, sea Tauro, Leo o Géminis pero ante todo persona, no sean igual que el resto de seres humanos, sean también Leo, Géminis o Tauro?

No se ha demostrado que los astros tengan alguna influencia astrológica en las personas. La única influencia comprobada que algunos cuerpos ejercen en las personas, sobre todo los más cercanos, pueden ser físicos (atracción gravitatoria) o psíquicos (por creencias personales), sin posibilidad aparente de dirigir la vida de nadie.

Ir arriba